Finjus reafirma importancia de fortalecer la capacidad presupuestaria de los órganos de control y persecución

Servio Tulio Castaños, vicepresidente ejecutivo de Finjus.

Finjus comparte estos sentimientos y aspiraciones de la sociedad dominicana, porque para vencer la impunidad es preciso mejorar las acciones coordinadas

Santo Domingo, RD.- La Fundación Institucionalidad y Justicia (Finjus) expresó que la efectividad de las acciones que desde el Estado se realizan contra la corrupción en sus diversas modalidades acapara la atención de los medios de comunicación, las redes sociales y la sociedad.

Cada día aparecen nuevas voces demandando profundizar la capacidad operativa de los órganos de control, de investigación de los delitos y crímenes y hacer más efectivo el régimen de consecuencias en esta área.

Finjus comparte estos sentimientos y aspiraciones de la sociedad dominicana, porque para vencer la impunidad es preciso mejorar las acciones coordinadas, legales y contundentes de los órganos del Estado responsables del control, la investigación, persecución y sanción de estas prácticas, con el respaldo activo de las organizaciones sociales.

El rol que la Constitución y las leyes asignan al Ministerio Público y la Cámara de Cuentas es insustituible y existe la convicción de que muchas de las debilidades que arrastra el sistema de justicia para alcanzar logros significativos en el largo proceso de detener la impunidad, están íntimamente relacionadas con el bajo nivel de recursos que reciben.

De conformidad con lo establecido en la Ley No. 194-04 sobre autonomía presupuestaria y administrativa del Ministerio Público y de la Cámara de Cuentas, y a la luz de la responsabilidad y el compromiso que ha asumido el Ministerio Público, y de las delicadas tareas que debe asumir la recién nombrada Cámara de Cuentas, es urgente que los Poderes Ejecutivo y Legislativo incrementen las partidas financieras correspondientes a ambos órganos constitucionales en el marco de la definición del próximo Presupuesto complementario.

El fortalecimiento de la institucionalidad democrática debe basarse en la racionalidad en sentido amplio, es decir, tanto en el uso apropiado y eficiente de los recursos, así como también en la disponibilidad dada desde los poderes públicos para la realización de los mismos. La ciudadanía no entiende cómo se  puede tener éxito en la lucha contra la corrupción y la impunidad, si dejamos al Ministerio Público y la Cámara de Cuentas en una situación de precariedad y limitaciones.

El país está dando muestras de respaldo a los pasos que el Ministerio Público adelanta para su fortalecimiento institucional, el aumento de sus capacidades operativas y la efectividad de sus acciones y lo mismo espera de la Cámara de Cuentas. En la lucha contra la impunidad es muy importante que ambas instituciones cuenten con el apoyo moral de todos los sectores. Pero lamentablemente, con eso no basta.

Mantente informado

Recibe en tu correo actualizaciones diarias
de las noticias más importantes de la actualidad.

AnteriorAsamblea General confirma a Guterres frente a la ONU por cinco años más
SiguienteJusticia de EE.UU. pide a Biden que argumente aranceles de la aceituna