China, optimista ante las negociaciones comerciales con el Gobierno de Biden

Fue la primera vez que Pekín y Washington abordaron de manera oficial

Pekín.- El Ministerio chino de Comercio mostró hoy su optimismo tras las últimas conversaciones comerciales mantenidas entre representantes de China y Estados Unidos y valoró que la comunicación en las negociaciones ha vuelto a la "normalidad".

"Las conversaciones tuvieron un buen arranque. Fueron profesionales, francas y constructivas. Puede decirse que la comunicación ha vuelto a la normalidad", dijo el portavoz del ministerio, Gao Feng, en una rueda de prensa, recoge la agencia Xinhua.

Representantes de los dos países mantuvieron el pasado 27 de mayo una conversación para desencallar la disputa comercial que comenzó en 2018 el expresidente estadounidense Donald Trump.

Fue la primera vez que Pekín y Washington abordaron de manera oficial estas cuestiones desde que Joe Biden fuera investido como presidente el pasado enero.

El jefe negociador de la parte china, el vice primer ministro Liu He, conversó por teléfono con la representante comercial estadounidense, Katherine Tai, y seis días después hizo lo propio con la secretaria estadounidense del Tesoro, Janet Yellen.

Según Gao, las dos partes hablaron durante unos 50 minutos en cada ocasión "en busca de un consenso y terreno común, dejando a un lado sus diferencias".

"Ambas partes plantearon sus preocupaciones y se comprometieron a realizar esfuerzos conjuntos para resolver de forma pragmática algunos de los problemas que más preocupan a productores y consumidores", dijo Gao.

"Lo más importante ahora -agregó- es resolver todos esos problemas específicos y promover un desarrollo sano y estable de los intercambios económicos y comerciales bilaterales".

La relación entre ambos países comenzó a deteriorarse en 2018 con el inicio de la guerra comercial y el consecuente intercambio de imposiciones arancelarias, y derivó después en enfrentamientos en los planos diplomático y tecnológico, entre otros.

Durante el Gobierno de Trump, EE.UU. impuso aranceles a productos chinos por valor de unos 370,000 millones de dólares (303,558 millones de euros) anuales, en torno a tres cuartas partes de las exportaciones del país asiático al norteamericano, a lo que Pekín respondió con sus propias medidas contra las exportaciones estadounidenses.

Los dos países firmaron en enero de 2020 un acuerdo comercial parcial que se comprometieron revisar cada seis meses.

Este acuerdo preveía que China aumentara sus compras de bienes estadounidenses en unos 200,000 millones de dólares en dos años -respecto a los niveles de 2017-, pero en 2020 solo llegó al 58% del objetivo anual, según el Instituto Peterson de Economía Internacional.

Esa institución estadounidense apunta que, entre enero y abril pasados, China cumplió con un 73% de su objetivo de importación.

Por su parte, EE.UU. se comprometió a rebajar a la mitad, hasta el 7,5%, los aranceles impuestos a importaciones chinas por valor de 120, 000 millones de dólares y canceló otros gravámenes adicionales.

No obstante, quedan en vigor aranceles de entre el 15 y el 25% a productos chinos valorados en 360,000 millones de dólares, y en marzo la representante estadounidense Tai adelantó que Washington no preveía levantarlos a corto plazo.

Fuente: EFE

Mantente informado

Recibe en tu correo actualizaciones diarias
de las noticias más importantes de la actualidad.

AnteriorGreenpeace reclama "ciudades verdes" para lograr un planeta sano
SiguienteConozca los horarios especiales de centros de vacunación por día feriado