Insólito

Gastó un millón de dólares para parecerse a Ken y ahora quiere ser Barbie

Gastó un millón de dólares para parecerse a Ken y ahora quiere ser Barbie
Gastó un millón de dólares para parecerse a Ken y ahora quiere ser Barbie

La historia de Rodrigo Alvez (39) lo tiene todo. Se hizo mas 70 cirugías para convertirse en el Ken humano. En 2020 sorprendió al mundo cuando reveló que quería de ser el novio de la muñeca Barbie para convertirse… en Barbie. Y comenzó su cambio de sexo.

Rodrigo decidió convertirse en mujer trans, borró las fotos de su pasado como hombre y eligió una nueva vida como Jessica: “¡Viví como oruga durante 36 años, ahora soy una mariposa y estoy lista para volar!”, escribió en su cuenta de Instagram.

Gastó un millón de dólares para parecerse a Ken y ahora quiere ser Barbie

Su cambio de identidad de género comenzó hace unos años: “En 2018 tuve mi primera sesión de fotos profesional vestido de mujer, esa experiencia hizo darme cuenta de lo que siempre fui: ¡una mujer!”, dijo en sus redes sociales.

A pesar de su determinación y valentía actual, existe la historia de un niño que sufrió mucho durante toda su infancia. Desde bullying hasta acoso físico.

El Ken humano, millonario e infeliz

Rodrigo Alves nació el 30 de julio de 1983 en San Pablo, Brasil. De pequeño se podría decir que tuvo una vida soñada. Su padre, de origen británico, era empresario del mundo agrario, dueño de una empresa inmobiliaria y de algunos centros comerciales en Río de Janeiro.

Rodrigo pronto supo que se sentía mujer, a pesar de que durante años intentó emular a Ken. Cuando era pequeño, su abuelo le regaló varias muñecas Barbie y su obsesión era vestirlas con todo tipo de modelos.

De niño era muy tímido y fue víctima de bullying en el colegio. Tenía algunos kilos de más y una nariz algo ancha. Sus compañeros, además de reírse de su aspecto físico, lo agredían continuamente y llegaron a meterle la cara en el inodoro.

Además tuvo algunos problemas de salud. Una disfunción hormonal hizo que sus pechos crecieran. Quitárselos fue su primera cirugía: tenía solo 17 años. Desde allí no paró.

Su obsesión de pequeño con las muñecas Barbie y la inseguridad que tenia con su aspecto físico, hicieron que a los 20 años comenzara su transformación como Ken. Se hizo más de 70 cirugías en 2 años. En 2014 llevaba gastados 140 mil dólares y más de 40 intervenciones, la cifra aumentó a más 800 mil dólares y 30 pasos por el quirófano en solamente 4 años.

Vida mediática

Por la excentricidad de su personaje de forma frecuente aparece en la televisión brasileña. Alves fue partícipe en 2017 de la serie de televisión Botched, donde los cirujanos plásticos intentan mejorar las cirugías estéticas fallidas.

En 2018 fue parte de Gran Hermano Brasil, y un año después se lanzó como cantante con el tema: “Plastic World”, la canción hizo buenos números en los charts electrónicos de Italia y Dubái.

Ese mismo año, el Ken humano estuvo envuelto en un insólito escándalo. Alvez se encontraba de viaje por Alemania y  fue interceptado por las autoridades locales quienes le pidieron su documentación y lo llevaron detenido por no parecerse en nada a la foto que tenía en su pasaporte.

Se volvió Barbie

Sorprendentemente, en enero de 2020 el Ken humano tomó la decisión de convertirse en mujer, borró las fotos de su pasado como Rodrigo y eligió comenzar a llamarse Jessica.

Al parecer todo comenzó hace un par de años. En 2018 tuvo una sesión de fotos vestido de mujer: «Esa experiencia me hizo darme cuenta de lo que siempre fui: ¡una mujer!”, declaró Roddy en un posteo de Instagram.

En 2020 se sometió a su primer procedimiento quirúrgico para convertirse en mujer. Se extrajo los implantes de abdomen y los reutilizó para levantarse los glúteos.

Más tarde se agregó las extensiones rubias que dejaban atrás su corto cabello masculino. Además, se aplica inyecciones de hormonas para tener caderas y busto e impedir que le crezca vello corporal.

En julio de 2020 Alves tuvo un problema en una de sus innumerables cirugías y estuvo 2 meses internada al borde de la muerte bajo cuidados intensivos. Afortunadamente todo salió bien para la Barbie humana.

En una entrevista que dio al diario británico Daily Star, Jessica dijo: “Soy conocido como Ken pero adentro siempre me he sentido como Barbie» Además agregó: “Me estaba mintiendo a mí misma. Soy mujer y siempre he tenido un cerebro femenino. Ahora mi cuerpo coincide con mi mente”.

Actualmente, Alvez hace campañas publicitarias para marcas de ropa y maquillajes. Se estima que el patrimonio neto de la Barbie brasileña ronda los 30 millones de dólares.

Más contenido por Redacción