Santo Domingo, RD.- Representantes del Ministerio Público, agentes policiales y de la DNCD impidieron la celebración de La Fiesta sin Nombre o como antes se llamaba "Hell Fest", actividad esta que fue duramente criticada y rechazada por ciudadanos y religiosos, porque estaría realizando un culto al diablo.

El organizador del evento, identificado como Miguel Guzmán condenó la acción de las autoridades y espera que todo sea aclarado, ya que dice contar con los permisos.

Mientras que muchos de los asistentes se quejando por el impedimento a la fiesta.

El controversial evento se realizaría la noche de este viernes en los terrenos del antiguo Aeropuerto de Herrera.

Desde el anuncio de la Fiesta, las taquillas para las entradas  llamaron la atención por utilizar el nombre de Lucifer.