Lo que se sabe sobre el ataque con ácido a un niño de tres años; condenan al padre

El menor sufrió graves quemaduras en el brazo y en la cara

Un hombre de 40 años fue condenado este miércoles por la justicia británica a 16 años de cárcel por haber organizado un ataque de ácido contra su hijo de tres años para vengarse de su expareja.

Este padre de familia, cuyo nombre no puede ser revelado para proteger el anonimato del niño, y otras cinco personas han sido consideradas culpables por el tribunal de Worcester, en Reino Unido, de haber organizado este ataque con ácido sulfúrico con el objetivo de «quemar, mutilar o desfigurar» al niño.

Te recomendamos:

Sufirendo graves quemaduras en el brazo y en la cara, el niño había sido hospitalizado después de este ataque, que se produjo el pasado julio en una tienda de Worcester.

Su padre reclutó a varias personas para atacar a su hijo, esperando conseguir ver más al niño demostrando que su madre no era capaz de cuidarle.

En una declaración leída al tribunal, la madre del niño explicó que él ya la había amenazado dos veces con matarla a ella o a sus hijos. «Mi hijo está bien, es un niño feliz, pero tendrá las cicratices de por vida y necesitará apoyo constante», ha lamentado.

El juez ha calificado de «único» este caso, afirmando que «no había encontrado nunca un caso que implicara a tantas personas para atacar a un niño».

Entre las otras personas condenadas figuran tres hombres de una veintena de años. Las imágenes de las cámaras de seguridad les han mostrado siguiendo al niño y a su madre desde su domicilio hasta la tienda donde fue cometido el ataque, para abandonar después el lugar de los hechos.

El juez ha explicado que lso hombres «pasaron la noche de fiesta» después del ataque, como si ninguno de ellos fuera consciente del «acto monstruoso» que había cometido.

Fuente: ABC

Queremos ofrecerte lo mejor de nosotros
¿Te gusta el contenido de este artículo?

COMPARTIR
AnteriorPadre viola y estrangula a su hija de seis años en Rusia
SiguienteQuique Antún llama imponer orden y autoridad para sacar a los delincuentes de las calles