Comentario Económico: El Gobierno insiste en el control de precios 2.0

COMPARTIR

El 8 de diciembre de 2020 comenté que el gobierno había decidido poner en marcha una estrategia parecida al control de precios para tratar de reducir los precios de varios productos de la canasta básica.

En ese momento señalé que el acuerdo con los representantes de los principales supermercados del país, que consistía en la reducción de su margen de beneficios, no tendría efecto sobre los precios. El tiempo me ha dado la razón.

Algunos alimentos básicos, como plátano, huevo, carne de pollo, habichuela, entre otros, con alta ponderación en la canasta familiar, han registrado aumentos significativos, en torno a un 40% entre agosto de 2020 y enero de este año, particularmente en la zona metropolitana.

Ante esa realidad, el gobierno del presidente Abinader, a través de su ministro de Agricultura, Limber Cruz, acaba de firmar un acuerdo con productos y comerciantes con el objetivo de “estabilizar los precios sin afectar la rentabilidad de los productores.” Según el ministro Cruz: “Una buena estabilidad es cuando se garantiza la rentabilidad del productor con los buenos precios del consumidor.”

Me imagino que lo que quiso decir el Ministro de Agricultura es que un adecuado nivel de precios es el que resulta de la interacción de la oferta y la demanda, las cuales se originan de la maximización simultánea del beneficio del productor y de la utilidad del consumidor. Si eso fue lo que quiso decir, entonces medidas administrativas, como el control de márgenes o de precios, son altamente distorsionantes y tienen como resultado más probable el desabastecimiento de esos bienes.

¿Cómo pretende el gobierno lograr que tenga buen resultado un acuerdo entre productores y comerciantes en el cual “se comprometen a garantizar que la cebolla, papa, zanahoria, plátano, arroz, yuca y ajo lleguen a la población al precio justo”? Para colmo le recomienda a los productores y comerciantes que, como si se tratase del Evangelio, “vayan repitiendo las cosas buenas que se están haciendo.” ¿De verdad piensa que con ese tipo de acuerdo se beneficiará a la población?

El gobierno tiene que entender que para reducir los precios actuales tiene que contraer la demanda o aumentar la oferta de los productos cuyos precios se han incrementado. Asumiendo que el gobierno no quiere que la demanda se reduzca, la disponibilidad de esos bienes puede aumentar si se incrementa la producción local y/o se expanden las importaciones. Lamentablemente, el gobierno no ha logrado un aumento significativo de la oferta en los últimos cinco meses. En consecuencia, los precios no bajarán por más acuerdos que se realicen con productores e intermediarios.

Mantente informado

Recibe en tu correo actualizaciones diarias
de las noticias más importantes de la actualidad.

AnteriorComunidad de Sánchez reclaman al gobierno obras y servicios públicos
SiguienteImágenes de las destrucciones producidas por el devastador terremoto que dejó en Indonesia decenas de muertos y cientos de heridos