Resto del Mundo

Todas las incógnitas que abrió el resultado de la elección en Cataluña

El movimiento independentista mantuvo la mayoría absoluta, pero perdió escaños

Pese a haber mantenido la mayoría en el Parlamento tras las elecciones celebradas este jueves, el futuro del movimiento independentista catalán estará marcado por las dudas e incertidumbres.

Los tres partidos secesionistas -JxCat, ERC y CUP- mantuvieron la mayoría absoluta en la Cámara regional. Sin embargo, obtuvieron dos escaños menos que los que tenían, quedando ahora con 70. Al mismo tiempo, Ciutadans, que defiende la Constitución y la unidad del país, fue la agrupación más votada.

Ante este panorama, y tras la crisis que se desató luego del referéndum del pasado 27 de octubre, los independentistas quedaron en un mar de dudas. ¿Volverá el destituido líder catalán Carles Puigdemont? ¿Irá preso? ¿Qué contexto rodea a la formación de gobierno en la Generalitat? ¿Avanzarán con la separación de España? ¿Qué sucederá con los funcionarios que se encuentran detenidos?

Vea también:  Carles Puigdemont celebró la victoria independentista en Cataluña

Muchos son los interrogantes que surgen respecto al destino de  Cataluña.

Puigdemont y su futuro

Tras los resultados de este jueves, Puigdemont, prófugo en Bélgica junto a otros cuatro dirigentes, reconoció que estaría dispuesto a dialogar con el presidente Mariano Rajoy. Asimismo, en declaración a TV3, desde Bruselas, remarcó que los comicios demostraron que los catalanes no aceptan «que sea Rajoy quien ponga o quite presidentes».

consultado sobre un posible regreso a España, evitó hablar al respecto. Pero señaló que la retirada de la orden de detención contra su persona y los otros ex «consellers» demuestra que el Gobierno central «no se ha atrevido» a acreditar el delito de rebelión: «Las razones que llevan a ser presidente no pueden ser las mismas que te llevan a la cárcel».

La candidatura encabezada por Puigdemont ha sido la segunda fuerza más votada en las elecciones autonómicas del 21D con 34 diputados y un 21,67% de los votos, mientras que Ciudadanos ha ganado las elecciones por primera vez con 37 diputados y un 25,35% de los sufragios.

La Generalitat, ante el desafío de elegir un nuevo presidente

A pesar de los resultados de las elecciones, el Ejecutivo de Mariano Rajoy mantendrá la aplicación del artículo 155 de la Constitución, y por tanto seguirá al frente de la administración catalana, hasta que el nuevo Parlamento elegido hoy en las urnas designe un nuevo presidente y éste conforme su equipo de Gobierno.

Los comicios de este jueves no modifican las medidas acordadas para Cataluña el pasado 27 de octubre por el Ejecutivo.

Sólo cuando uno de los candidatos logre los apoyos necesarios para convertirse en el nuevo presidente regional será cuando el 155 deje de tener efecto, según el acuerdo aprobado por el Consejo de Ministros.

Además, resta saber cuál será la hoja de ruta del independentismo a partir de ahora. Si bien la formación no ha hecho referencia a una vía unilateral para avanzar con el proyecto independentista, la CUP  ha reclamado con insistencia esa opción durante la campaña.

¿Cuál será el futuro de los tres diputados electos detenidos y prófugos?

Como se desarrollen ahora los acontecimientos con los diputados electos que están en prisión dependerá del juez del Tribunal Supremo, Pablo Llarena, quien tendrá que decidir si permite que tomen posesión de su cargo o que voten en la investidura.

Los detenidos son el ex vicepresident Oriol Junqueras, el ex conseller de Interior Joaquim Forn y el líder de Asamblea Nacional Catalana Jordi Sànchez.

El juez podría o bien decretar su salida en libertad bajo fianza o bien dar orden de que acudan al Parlamento catalán vigilados por la Policía, para después regresar a prisión, según fuentes no oficiales del Supremo.

Algo similar le ocurriría a los prófugos (el ex presidente Carles Puigdemont y los ex consellers Antoni Comín, Clara Ponsatí, Lluís Puig y Meritxell Serret).

Estos también podrían obtener el acta a distancia con la ayuda de su partido, que podría presentar los documentos en su nombre gestiones por escrito. Aunque en su llegada a España para postularse a la Presidencia (en el caso de Puigdemont) o para participar en la sesión (los ex consellers) serían detenidos por la orden nacional de detención que sigue activa.

Los cinco serían trasladados al Supremo para comparecer ante el juez Llarena. El magistrado decidiría entonces si dicta para ellos prisión provisional y, eventualmente, si les concedía un permiso extraordinario para participar en la investidura.

Más contenido por Redacción CDN