Comentario económico: El enorme reto frente al año escolar

COMPARTIR

El reto del gobierno y, en particular, del Ministerio de Educación es enorme

Santo Domingo.- El gobierno del presidente Abinader presentó el pasado 24 de agosto su Plan Nacional del Año Escolar 2020-2021. Ese día se prometió que todos los alumnos del sistema de educación pública del país recibirían una tableta o computadora portátil para poder recibir sus clases de manera virtual. Asimismo, se indicó que las clases del nuevo año escolar iniciarán el próximo dos de noviembre, después de que los maestros hayan sido debidamente entrenados.

El reto del gobierno y, en particular, del Ministerio de Educación es enorme. La pandemia del Covid-19 se la ha puesto muy difícil a las autoridades, pues no sólo será difícil lograr que más de dos millones de alumnos reciban sus equipos electrónicos para la fecha acordada, sino que también será muy difícil lograr que en todas las casas de esos alumnos haya acceso al internet para poder conectarse de manera estable durante las horas de clase.

Todavía más, será una tarea titánica explicarle a los padres y a los niños cómo se pueden conectar y acceder a las distintas plataformas que existen para recibir las clases. En adición, veremos a los padres o tutores luchar hasta la desesperación, tratando de ayudar a sus hijos a mantener la atención durante las horas de clase.

Es muy probable que el gobierno tenga que poner en marcha programas de clase vía radio y televisión. Eso implica desarrollar un material adecuado para ese tipo de enseñanza. Algunos recuerdan el extraordinario aporte a la educación de Radio Santa María y quisieran replicar ese modelo, lo cual implica el diseño, impresión y distribución de cartillas que se utilizan en las escuelas radiofónicas. Me imagino que del Ministerio de Educación están en comunicación permanente con los directivos de Radio Santa María para que le asesore sobre ese tipo de enseñanza.

El éxito del año escolar en el sistema de educación pública es clave para evitar que se amplíe la brecha de desigualdad de educación y de oportunidades. Jaime Saavedra, Director Global del Banco Mundial, señaló recientemente que esa institución ha estimado que la pobreza de aprendizaje, que es la incapacidad de leer y comprender un texto a la edad de diez años, en los países de bajos y medianos ingresos podría pasar de un 53% antes de la pandemia a un 63% después de la pandemia. Y ojalá que esta crisis educativa no se traduzca en un aumento de la deserción escolar, pues el resultado final será una sociedad más desigual e injusta.

Apoyemos como sociedad al Ministerio de Educación, el cual se debe dejar apoyar.

Por: Jaime Aristy Escuder.

Mantente informado

Recibe en tu correo actualizaciones diarias
de las noticias mas importantes de la actualidad.

AnteriorLos abortos en Francia subieron en 2019 al nivel más elevado desde 1990
SiguienteMás de cuatro personas heridas en accidente en carretera Sabana de la Mar-Miches