El juez Alejandro Vargas tiene a su cargo el conocimiento del pedido de medidas de coerción

SANTO DOMINGO, República Dominicana.- Será este jueves cuando la Oficina de Atención Permanente del Distrito Nacional conozca el pedido de medidas de coerción en contra de Dariana Cordero, esposa del exembajador Donni Santana, acusado de abusar sexualmente de una hijastra.

A la madre de la víctima la acusan de complicidad en los hechos imputados a su esposo y de obstaculizar la investigación.

El juez José Alejandro Vargas tiene a su cargo el conocimiento del pedido de medidas de coerción.

El expediente establece que el exfuncionario es la pareja de la madre de la víctima y han convivido juntos desde hace aproximadamente 10 años.

También indica que el imputado aprovechaba la ausencia de la madre para abusar sexualmente de la hija de ésta y que al ser puesta en conocimiento del ilícito por autoridades educativas del colegio donde estudiaba la niña la madre rehusó denunciar la situación.

El expediente cuenta con testimonios de la psicóloga forense que tiene a su cargo el caso, varios representantes de centros educativos donde estudió la víctima y de los pastores de la iglesia a donde la niña asistía en compañía de su madre.

Se recuerda que la Oficina de Atención Permanente del Distrito Nacional impuso un año de prisión  preventiva en contra del exembajador y exdirector de Fronteras, acusado de violación sexual en contra de su hijastra.