Conocerán este miércoles medidas de coerción a implicados en Operación Coral

Debido a que son presos de alta seguridad

Santo Domingo, RD.- Los implicados en el alegado caso de corrupción Operación Coral, carecen de privilegios en el Centro de Corrección y Rehabilitación Najayo, debido a que son presos de alta seguridad.

Así lo reveló este jueves la coordinadora del nuevo Modelo de Gestión Penitenciaria, Hilda Patricia Lagombra, quien explicó que por ser internos de alta notoriedad, conllevan un protocolo diferente a los privados de libertad común.

Detalló que están bajo un régimen de alta seguridad, donde se le debe garantizar su integridad, salud física y metal.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida por CDN37 (@cdn37)

“Este personal es más restringido que la población común”, aseguró Lagombra, al ser entrevistada en el Programa El Día.

Señaló que los reclusos tienen derecho a mínimo una hora de sol y máximo 3 horas al día,  al igual que una llamada al día o tres veces por semana.

Sostuvo que ese personal es custodiado por la Unidad de Traslado de Alto Riesgo.

Detalló que un alojamiento de máxima seguridad tiene en su interior una cama, su área de baño, una mesita para que pueda sentarse a comer o a leer, ventilación y la iluminación necesaria establecida por las normas internacionales.

“Todos nuestros alojamientos tienen abanico, lamentablemente no contamos con aire acondicionado en ningún alojamiento, ni de máxima ni de la población común”, agregó la coordinadora penitenciaria.

El pasado miércoles, en horas de la madrugada, específicamente cerca de las 5:40 de la mañana, se presume fueron trasladados hasta el Centro de Corrección y Rehabilitación Najayo los implicados en el caso Operación Coral, donde deberán cumplir los dieciocho meses de medidas de coerción que les fue impuesta por la jueza Kenya Romero de la Oficina de Atención Permanente del Distrito Nacional.

Mas del caso: 

Se recuerda que la magistrada ordenó prisión preventiva en el Centro de Corrección y Rehabilitación Najayo Hombres para Adán Cáceres, Rafael Núñez de Aza, Tanner Flete Guzmán y Alejandro José Montero.

Mientras que la pastora Rossy Guzmán deberá cumplir la medida en el Centro de Corrección y Rehabilitación Najayo Mujeres.

Acompañados de un equipo elite de la Procuraduría General de la República de la unidad de traslado de alto riesgo quienes los escoltaron hasta su llegada a la cárcel de Najayo, durante el traslado ningún miembro de las familias de los imputados ni de la prensa estuvo presente.

También, la jueza Kenya Romero de la Oficina de Atención Permanente del Distrito Nacional impuso prisión domiciliaria al mayor del Ejército Nacional, Raúl Alejandro Girón Jiménez implicado en el caso Operación Coral.

La magistrada acogió el pedido del Ministerio Público, el cual solicitó que el oficial cumpla arresto domiciliario, custodiado por la Procuraduría General de la República y su ubicación sea declarada como "información clasificada".

Asimismo, Romero declaró el caso complejo.