Salud

Al menos un suicidio diario ocurre en República Dominicana según expertos

Suicidio: Un enemigo silencioso
Suicidio: Un enemigo silencioso

Leer también:

El suicidio es un enemigo silencioso para la República Dominicana; siendo este un tema poco tratado, ya sea por creencias religiosas o incredulidad en las ciencias psicológicas.

El comportamiento suicida es una acción destinada a auto lastimarse; y se pueden presentar en niños, adolescentes y adultos, actos autolesivos que podrían provocar la muerte.

Aproximadamente, 800.000 personas se quitan la vida en todo el mundo. En la Región de las Américas, se estima que son alrededor de 100.000. Cada 40 segundos alguien se suicida.

Según la Oficina Nacional de Estadística en República Dominicana del año 2007 al 2019 se registraron unos 7,490 suicidios; de los que más de 85% fueron hombres y el 14.75% muejeres.

Cifras

Solo en el 2015 en la República Dominicana creció hasta los 720 suicidios, es decir que; de media, cada día se produce al menos un suicidio en el país.

Esta cifra supone que la tasa de suicidios en la República Dominicana es de 7,22 por cada 100.000 habitantes; menor que la media de suicidios a nivel mundial, que es de 9,5 por cada 100.000 habitantes.

En el 2019 se registraron unos 349 casos entre los meses de enero y agosto; mientras que, para el mismo período del 2020 estos eventos han registrado un aumento de 17 nuevos casos.

Asimismo en el año 2022 ocurrieron 670 suicidios, en territorio nacional siendo el 87% hombres, entre los 25 y 49 años de edad.

Actualmente la tasa de suicidio en la República Dominicana se encuentra entre 5 y 8  suicidios por cada 100 mil habitantes.

La religión

En conversatorio con el Sacerdote Católico Manuel Ruiz sobre el suicidio; nos cuenta de qué manera se trata el tema de la salud mental dentro de las parroquias y su opinión desde un punto de vista religioso, además hace un llamado a las autoridades; para mejorar el sistema de atención psicológica en el país.

El sacerdote manifiesto que dentro de las iglesias se tienen acciones ante este tipo de situaciones.

«Siempre es un acompañamiento; para tratar de ver el estado mental en el que esta la persona y cuáles son las razones de estos pensamientos», explicó.

Agregó puede haber muchas causas por las cuales una persona puede llegar a tener pensamientos autodestructivos.

Ruiz expresó que el suicidio es un tema muy delicado y debe ser tratado con un profesional de la salud mental; junto al acompañamiento de los familiares y recalcó que muchos de los problemas mentales se deben a que no se busca ayuda profesional temprana.

 «Tiene que ver con muchísimas cosas en internet, con soledad, con muchísimas cosas y debilidad mental», dijo.

Asegura que como sacerdote acompaña a la persona afectada con sesiones espirituales; y ayuda psicológica, pero en caso de necesitar ayuda psiquiátrica hay que referir a un centro de salud.

De ese modo confesó que dentro de las parroquias se ayuda a los feligreses con sus necesidades, no obstante; explica que es una gran problemática actualmente en la república dominicana.

 «Es un problema muy serio que tenemos ahora y vemos actualmente que muchas personas están teniendo pensamientos e intentos suicidas, que llegan a nuestras manos y tenemos que ayudarlos y acompañarlos » añadió.

El párroco agregó que no es lo mismo utilizar solo la ciencia en este tipo de situaciones, si no, que se debe utilizar la fe y asegura que la religión ha dado muchos resultado en cuanto a problemas de salud mental y afirmó que Dios en el corazón de personas con esas ideas, da  mayor éxito en el tratamiento que una persona que no tenga fe y está demostrado incluso por los médicos.

El cura reveló que se debe ir a las causas del problema e investigar por qué se origina esa baja autoestima.

«Puede ser por problemas familiares, problemas personales, hay muchísima gente que lo tiene todo y no se valora», expresó Manuel Ruiz.

 Dijo además que es un problema más grave de lo que se piensa, y necesita mucha más atención.

«Los que llevamos escuelas sabemos que es un tema que se tiene que abordar; y tristemente el país tiene mucho descuido en la salud mental”, recalcó.

Manifiesta que actualmente se ve la decadencia en la salud mental con la cantidad de crímenes y asesinatos ocurridos durante los últimos meses; hace un llamado a las autoridades para que presten la atención y la seriedad que amerita esta crisis psicológica y asegura hay muy pocos profesionales psiquiátricos en el país.

«Se necesita que haya más estímulo, que el gobierno invierta más dinero en la salud mental», dijo.

Explicó que cuando un país tiene una situación de personas con problemas mentales deambulando por las calles; es porque hay un descuido por parte de las autoridades.

Manuel Ruiz expone que en la actualidad no hay campañas de concientización de la salud mental por parte de la iglesia; pero si hay un seguimiento.

«Actualmente no hay campañas per se, pero tanto en nuestra parroquia como en las demás se está dando un seguimiento; y dejando un espacio para la dirección espiritual cada semanas que son muchas horas, eso ayuda” reveló.

Añadió además que las personas cuando tienen problemas en la familia acude primero donde un sacerdote y no donde un psicólogo o psiquiatra; y como sacerdote tiene esa posición privilegiada para empezar a dar ayudas y recalcó que en cada parroquia esta este servicio; animando a los feligreses a pedir ayuda.  

Por su parte la Sociedad Dominicana de Psiquiatría, ante la incógnita de cuántos Psiquiatras hay a nivel nacional; explicó que no tienen registro de cuantos se encuentran ejerciendo actualmente en territorio dominicano, pero que dentro de su gremio actualmente tiene unos 298 psiquiatras inscritos.

Testimonios

Por otro lado una persona que había pasado por episodios depresivos; queriendo incluso acabar con su vida de manera anónima relato a CDN los momentos de terror y sufrimiento que vivió.

Expresa que durante un largo tiempo de su vida ha sufrido de depresión y ansiedad; lo que lo que le dificulta la interacción social con la demás personas.

«Durante casi toda mi vida he sufrido de depresión, pero siendo un niño no sabía porque me sentía tan triste todo el  tiempo” confesó.

Asegura que aunque no le faltaba alimento en casa, escuela o ropa sus sentimientos de tristeza; no desaparecio y que su situación mental no era prioridad para sus padres.

«Intente decirle a mi madre como me sentía y solo me dijo que estaba exagerando y que ella me daba todo para ser un niño feliz; que nunca había pasado hambre ni necesidad” agregó.

Explicó que la salud mental en el país es un lujo ya que no todo el mundo puede costear un psicólogo; y cuando decidió buscar ayuda se dio cuenta que las sesiones psicológicas tiene precios bastantes elevados.

Líneas de asistencia

Si algún familiar o amigo presenta síntomas suicidas, los expertos recomiendan llamar al Sistema nacional de emergencia 9-1-1 ; los cuales están capacitados para lidiar con este tipo de situaciones de riesgo, y ponerse en contacto inmediato con un profesional de la salud mental.

Por: Liliana Pou

Más contenido por Redacción CDN