Santo Domingo, RD.- El ministro Nelson Toca Simó, y el director jurídico del Ministerio de Industria, Comercio y Mipymes, César Avilés Coste, sometieron a la justicia a los dirigentes de la Asociación Nacional de Detallistas de Gasolina (Anadegas), Arnulfo Rivas y Juan Ignacio Espaillat, por difamación.

Según una nota enviada por la institución, la acción penal privada con constitución en acción civil, fue presentada por ante el magistrado Teófilo Andújar, juez presidente de la Cámara Penal del Juzgado de Primera Instancia del Distrito Nacional y en la misma piden que tanto Rivas como Espaillat sean condenados a un año de prisión y una indemnización de cinco millones de pesos en favor de la Fundación Amigos contra el Cáncer Infantil.

Te puede interesar: 

La acusación de Toca Simó y Avilés Coste en contra de Rivas y Espaillat se fundamenta en que el presidente de Anadegas, en declaraciones que recoge la prensa nacional el 8 de mayo de 2019, afirmó que funcionarios del Ministerio de Industria, Comercio y Mipymes apadrinan el contrabando de carburantes y se reparten el botín.