El aspirante presidencial del Partido de la Liberación Dominicana, Abel Martínez, dijo que el Gobierno ofrece poco apoyo al sector agropecuario de la provincia San Juan.

Martínez demandó el pago de más de 200 millones de pesos, que adeuda el Ministerio de Agricultura a productores de cebolla.

“Desde aquí hacemos un llamado al Gobierno para que de manera inmediata y urgente honre el pago a este sector que está en la quiebra; con ellos miles de familia de esta provincia están viendo desaparecer la esperanza que significa labrar y poner a producir sus tierras".

Cuestionó que a pocos días para el inicio de la tradicional siembra de habichuelas, los productores no han recibido respaldo.

"Estamos viendo un sector agropecuario completamente ahogado, pero peor aún, vemos el peligro que corren ahora los productores de habichuela; no han tenido señales de este Gobierno cuando la fecha para la cosecha inicia a principios de noviembre; ninguna de las autoridades de agricultura se han acercado a brindar apoyo ni supervisión para motorizar este importante sector productivo”, dijo Abel.

El miembro del Comité Político del PLD recordó que durante los gobiernos de Danilo Medina se construyeron presas; se estableció un sistema de goteo para más de 36,000 tareas en todo Vallejuelo y toda la provincia.

“Pero también se incentivó la producción local en más de un 700 % con el otorgamiento de préstamos blandos; la inversión de más de dos millones de pesos desde los programas agroforestales en apoyo a los productores de:

  • Café
  • Cacao
  • Vegetales
  • Aguacates
  • Batatas

"Así como el incentivo de 5,000 pesos para quienes se involucraran en esas tareas, todo eso ha sido olvidado, lo que se traduce en un enorme desempleo”, continuó.

“Creo que el presidente se equivocó cuando al inicio de su mandato vino a San Juan y declaró la provincia en estado de emergencia pero jamás ha vuelto".

"Lo que debió decir fue que iba a hacer que San Juan estuviera en emergencia, porque eso es lo que han logrado. Lo que era antes un movimiento permanente en lo bancos, en los sectores productivos se está convirtiendo prácticamente en territorio olvidado porque no existe más ese movimiento económico”, enfatizó.

En otro orden el también alcalde de Santiago, califico como de politiquera, la decisión de salud pública de rechazar la iniciativa de ese cabildo de dar un incentivo de 1000 pesos a quienes se vacunen contra la COVID-19.

De igual forma este acusó al gobierno del Partido Revolucionario Moderno de tener un chantaje en contra de los alcaldes y directores distritales del PLD.

Abel Martínez ofreció estas declaraciones durante una rueda de prensa, previo al inicio de una serie de recorridos proselitistas por varias comunidades de la provincia San Juan.