OMS advierte el riesgo de coronavirus es inevitable en Tokio

 

El número de infecciones de COVID-19 relacionadas con el torneo llegó a 91 en Tokio y cada vez más deportistas arrojan positivo

Ginebra, Suiza.- El director de la Organización Mundial de la Salud (OMS) asegura que será imposible evitar el contagio durante los Juegos Olímpicos de Tokio, pues ya han sido detectados varios casos entre los deportistas de diferentes países.

Tedros Adhanom Ghebreyesus dijo conocer las precauciones, las medidas y los sacrificios que tanto el Comité Organizador de Tokio como el gobierno y el pueblo japonés, al igual que los equipos y los atletas, han adoptado para que estos juegos sean lo más seguros posible, pero también reiteró que la marca del éxito en los próximos 15 días "no será de cero casos".

"La marca del éxito es asegurarse de que los casos se identifiquen, se aíslen, se rastreen y se atiendan lo más rápidamente posible, y se interrumpa la transmisión posterior", manifestó el titular de la OMS en la reciente sesión del Comité Olímpico Internacional (COI).

Críticas a los líderes de los países más ricos

Asimismo, en su discurso Adhanom criticó a los líderes de los países más ricos y los desafió nuevamente a lograr un reparto más justo de las vacunas, que "se han concentrado en las manos de unos pocos afortunados" y privilegiados, que no siempre son los que corren el mayor riesgo, mientras "los más vulnerables siguen desprotegidos". Así, en los países de bajos recursos solo 1 % de las personas han recibido al menos una dosis, cuando el 75 % de las vacunas han sido administradas en solo 10 países.

"Si se riega solo una parte, el resto seguirá ardiendo. Y los rescoldos de un incendio pueden provocar fácilmente otro más feroz en otro lugar", dijo el director de la OMS, aludiendo a que nadie está a salvo hasta que lo esté todo el mundo.

Casos de coronavirus relacionados con las olimpiadas

Los datos recogidos por el COI muestran que para el 21 de julio se registraron un total de 91 casos de COVID-19 relacionados con los JJ.OO, lo que incluye no solo a los atletas, sino también a empleados del comité organizador de las Olimpiadas, de los comités nacionales y de los contratistas y voluntarios que trabajan en el torneo.