Internacionales

Dominicano de 73 años es condenado en EEUU por depredador sexual

Dominicano de 73 años es condenado en EEUU por depredador sexual
Dominicano de 73 años es condenado en EEUU por depredador sexual

La justicia estadounidense condenó esta semana a casi seis años de prisión a un dominicano de 73 años, acusado de depredador sexual.

El acusado, de nombre Valentin Ortiz residente en Pensilvania, se declaró culpable en 2021 por viajar a su natal República Dominicana para tener relaciones sexuales ilícitas con una niña durante años. Tras estos abusos, la víctima finalmente dio a luz a dos hijos del acusado antes de cumplir 16 años.

“Valentin Ortiz (el dominicano de 73 años) es un depredador sexual. Apuntó a una víctima muy joven y vulnerable, viajando constantemente al país para aprovecharse de esta niña sin las mismas consecuencias legales», dijo un fiscal federal al momento de emitir la condena. «Como ciudadano estadounidense, tiene prohibido participar en una conducta tan abominable en el extranjero. En consecuencia, ahora debe rendir cuentas por sus crímenes».

¿CÓMO FUE EL CASO DEL DOMINICANO DE 73 AÑOS?

En noviembre de 2021, Ortiz se declaró culpable de viajar a República Dominicana con la intención de participar en una conducta sexual ilícita. Asimismo, dos cargos de participar en una conducta sexual ilícita en un lugar extranjero.

Los cargos surgieron de una investigación que comenzó cuando el acusado, naturalizado estadounidense, solicitó traer a su cónyuge a los EE.UU mediante la presentación de documentos ante el Servicio de Ciudadanía e Inmigración de los EE. UU. (USCIS) en junio de 2018.

El acusado mencionó agosto de 2013 como la fecha de su matrimonio, cuando su cónyuge y víctima tenía 18 años y él 65 años. Los investigadores descubrieron que a partir de 2007, cuando el imputado tenía 59 años y la víctima apenas 12, perseguía y mantenía una relación sexual con ella cuando viajaba a República Dominicana.

LAS INVESTIGACIONES

El caso fue investigado por Investigaciones de Seguridad Nacional (HSI) y fue procesado por el fiscal federal adjunto Josh A. Davison. Se presentó como parte del Proyecto Niñez Segura, una iniciativa estadounidense para combatir la creciente epidemia de explotación y abuso sexual infantil lanzada en mayo de 2006 por el Departamento de Justicia de ese país.

“Atrapar a los depredadores internacionales requiere un alcance internacional. Cuando se trata de este tipo de casos, la HSI es una de las principales agencias del gobierno de EEUU que trabaja para rastrear, arrestar y condenar a estos atroces criminales”, dijo William S. Walker, agente especial a cargo de la oficina de campo de HSI en Filadelfia.

“Este caso muestra cómo HSI Filadelfia, junto con nuestros colegas en la República Dominicana, colaboraron de cerca. Y no se detuvieron ante nada en la búsqueda de un peligroso depredador sexual de niños”.

Más contenido por Andrés Tovar