Aumenta la violencia contra periodistas en Afganistán

COMPARTIR

Durante el régimen talibán, solo había una estación de radio en el país

EnKabul.- La violencia contra los periodistas en Afganistán aumentó un 10 por ciento en 2020, en comparación con 2019 tras haberse producido 130 ataques contra informadores que causaron once muertos, con un incremento además de los asesinatos selectivos.

La organización Nai, dedicada al seguimiento de la libertad de prensa en Afganistán, denunció este jueves en su informe anual 130 casos de violencia, que incluyen el asesinato de 11 trabajadores de la prensa, 20 heridos, y otras 33 víctimas de ataques físicos.

Los casos restantes se refieren a amenazas, secuestros, insultos, y otras formas de violencia, aseguró durante la presentación del informe el director ejecutivo de Nai, Mujib Khilwatgar, quien alertó sobre un aumentó de los crímenes directos contra periodistas.

"Todos los días perdemos a uno de nuestros periodistas o miembros de la sociedad civil. En años anteriores, los periodistas morían en medio de ataques indirectos, por ejemplo, en atentados suicidas, pero ahora están siendo asesinados en base a un plan y de manera sistemática", lamentó Khilwatgar.

ASESINATOS SELECTIVOS

Con ello se refirió a la espiral de ataques selectivos contra periodistas, activistas, políticos o intelectuales en Afganistán, que aumentó dramáticamente en 2020, donde los tiroteos o detonaciones de bombas contra los vehículos de las víctimas se han convertido en una realidad casi diaria en el país.

La violencia contra los periodistas se volvió "más sistemática y planificada" en comparación con los últimos 19 años, añadió.

Para el director de Nai, estos ataques están teniendo consecuencias devastadoras para la libertad de prensa, obligando a algunos periodistas a abandonar el país o a autocensurarse, en el caso de continuar ejerciendo el oficio en Afganistán.

Según la organización, cerca de 60 periodistas dejaron de trabajar en los medios en las últimas dos semanas.

"Los asesinatos selectivos llevaron a la autocensura entre los periodistas, mientras que algunos se ven obligados a abandonar el país", y si el Gobierno no evita los asesinatos selectivos en curso "más periodistas huirán del país", advirtió.

Según Nai, en los casi 20 años de guerra afgana, las autoridades solo han esclarecido 69 de los 1.500 casos registrados de violencia contra periodistas.

Las limitaciones del oficio en el país pasan también por la limitada información oficial, un problema que solo se agravó en 2020 con decenas de denuncias contra funcionarios gubernamentales que se negaron a dar o limitaron el flujo de información.

"La situación de acceso a la información alcanzó su peor nivel en 2020 en comparación con los últimos 19 años", afirmó Khilwatgar.

La libertad de expresión y medios de comunicación libres son dos de los principales logros de la sociedad afgana tras la caída del régimen talibán en 2001 con la invasión estadounidense.

Actualmente Afganistán cuenta con alrededor de 10,000 trabajadores en cientos de medios de comunicación en todo el país, incluidos canales de televisión, estaciones de radio, medios impresos y en línea. 2020

Fuente: EFE

Mantente informado

Recibe en tu correo actualizaciones diarias
de las noticias más importantes de la actualidad.

AnteriorJapón blinda aún más sus fronteras en un nuevo estado de emergencia
SiguienteEN VIVO: Consejo Nacional de la Magistratura inicia entrevistas a los aspirantes para Tribunal Constitucional