Un grupo de mujeres que encabezaba una marcha en la ciudad fronteriza para pedir el ingreso de la ayuda humanitaria fue repelido con gases lacrimógenos

Las "damas de blanco", un grupo de mujeres que viene ganando mucha visibilidad en las protestas contra el régimen de Nicolás Maduro, se puso este sábado al frente de una movilización en Ureña, Táchira.

Los manifestantes iban rumbo al puente Francisco de Paula Santander, que conecta al municipio con Cúcuta, en Colombia, para recibir la ayuda humanitaria enviada por Estados Unidos y otros países.

Sin embargo, la presencia de las mujeres en la primera fila no detuvo a los soldados de la Guardia Nacional, que reprimió violentamente. Las cámaras de televisión registraron el momento en que los agentes dispararon gases lacrimógenos contra las damas.

La Guardia Nacional también había reprimido más temprano a un grupo de personas que pretendía cruzar el puente para ir a trabajar a Colombia. La mayoría desconocía la orden de Maduro según la cual todos los puentes binacionales de Táchira deben permanecer cerrados hasta nuevo aviso.

En la primera hora de la protesta hubo momentos en los que la tensión creció, como cuando los manifestantes movieron a la fuerza las barricadas puestas por los militares y avanzaron unos cinco metros más hacia el puente.

Los manifestantes han intentado convencer a los miembros de las FANB de que permitan el paso con el argumento de que tienen trabajos o familiares que atender al otro lado del puente.

Ante la insistencia de una manifestante que reclamaba frente a la veintena de militares, uno de ellos respondió que no podía dejarla pasar pues cumplía una "orden presidencial".

Los agentes están vestidos y armados con indumentaria antimotín y casi todos llevan en sus manos una bomba lacrimógena, comúnmente utilizada por las fuerzas del orden para reprimir las protestas antigubernamentales.

Fuente: Infobae