La madre, el esposo y otros familiares de la ministra de la Juventud están nombrados en el ITSC

A su llegada al ITSC el rector hizo mucho ruido con el descubrimiento de algunas botellas y su supuesta eliminación

Santo Domingo, RD.- El Instituto Técnico Superior Comunitario (ITSC) es una institución educativa que, según denunciantes, fue entregada como cuota política a dos dirigentes por haber trabajado en la campaña política a favor del presidente Abinader.  Detrás del nombre de José Altagracia Sánchez, renunciante rector, hay otro, se trata de José Ramón Jiménez, regidor en el ayuntamiento de Santo Domingo Este, y padre de la ministra de la juventud Luz del Alba Jiménez Ramírez.

Debido a los muros legales por haber sido elegido regidor este dirigente clave en la campaña electoral puso en la que sería su posición a su esposa y madre de la ministra de la juventud, Iris Ramírez, allí ostenta el cargo de asesora de rectoría y recursos humanos con un salario de 200 mil pesos mensuales, pero como se trataba de “una cuota política dividida”, también convirtió la academia en una empresa familiar.

En términos operativos, su trabajo, por lo que identificó nuestra periodista Addis Burgos, es infringir miedo a los empleados, según los denunciantes con un permanente hostigamiento.

Explica una de nuestros denunciantes a la jornada laboral de ocho horas que, inicia a las 7:30 de la mañana hasta las  5:00 de la tarde le han impuesto un extra horario, el trabajo se habría convertido en un yugo y un ambiente de humillaciones a todo el que se atreva a pedir explicación sobre las violaciones laborales.

En la nómina Iris Ramírez Colón, madre de la ministra de la Juventud, ocupa el puesto de asesora del rector, la directora Jurídica es su cuñada, Alba Iris Contreras Jiménez, con salario de 110,000; el encargado de Compras es su yerno, Kelvin Fidel Méndez Cuevas, pareja de la ministra de la Juventud con salario de 80,000; Jesús Rodríguez de Jesús es su cuñado y está nombrado como mayordomo con 40,000.00.

A su llegada al ITSC el rector hizo mucho ruido con el descubrimiento de algunas botellas y su supuesta eliminación, pero en realidad lo que hizo fue sustituirlas.

En esta, ahora empresa familiar, hay más vinculados: Rosa María Reyes Berson, hijastra del rector esta nombrada como coordinadora de vinculación con la provincia San Pedro de Macorís, con salario de 40 mil pesos, en realidad es un nombramiento sin funciones atribuidas, o sea, una botella, lo mismo se hizo con otras 19 provincias a las que les han asignado supuestos enlaces que son cargos fantasmas.

Otra botella es la de Trancredi Sponchia Reato, un extranjero que figura como analista de recursos humanos, con salario de 75,000 pesos, pero en realidad no se le ha visto nunca en el ITSC, Yosheini Montero figura como docente con salario de 65,360 pesos, en la práctica es asistente política del rector,  no es docente y no asiste al centro.

Teodoro Enrique Encarnación está nombrado como analista legal, pero no ejecuta ninguna función más que cobrar su cheque.  Otra botella es Eligio Silvestre Quezada, coordinador con las iglesias evangélicas atribuciones todas del departamento de vinculación y extensión, tiene salario de 45,000.

El hecho de que la nómina real del ITSC no aparezca en el portal de transparencia no es fortuito, hay múltiples casos de personas que son consanguíneos en puestos que entran en conflictos éticos.

Este caso evidencia como se entronaron tres grupos de familias: los Sánchez, de los Santos y Jiménez.

Las violaciones a filiaciones familiares se repiten en múltiples pese a que la ley prohíbe los vínculos consanguíneos en posiciones especificas; entre los casos están Marilyn de los Santos, directora de servicios estudiantiles con salario de 110 mil pesos, su hija María de los Santos esta nombrada como maquillista con salario de 30 mil pesos, Teódulo Ramírez es supervisor de mantenimiento  y su hija Natalia Ramírez, sub coordinadora del despacho, la encargada de Reclutamiento es Galizcia Pérez, su hermana Garlenis Pérez es médico en el dispensario de la institución, otro médico en el dispensario es Pedro Rosario Santana, su esposa  también labora en el centro como supervisora del economato.

Un hallazgo grave es que la nómina del Instituto Técnico Superior Comunitario paga asistentes políticos personales del rector José Altagracia Sánchez, aspirante a la presidencia del PRM en Santo Domingo Este.

Adicionalmente los directores de departamento son obligados a convocar reuniones políticas en sus barrios en las que el rector comparece como benefactor con un sin número de promesas políticas.

Por: Addis Burgos 

Mantente informado

Recibe en tu correo actualizaciones diarias
de las noticias más importantes de la actualidad.

AnteriorInicia la cuarta edición del Corales Puntacana Resort & Club Championship PGA TOUR
Siguiente“Festín” de nómina pública en el Instituto Tecnológico Superior Comunitario de San Luis