El sistema de salud argentino está al límite por el avance de la pandemia

arge

El riesgo de colapso del sistema sanitario se convirtió en la principal amenaza

El sistema de salud de Argentina se encuentra al límite por la expansión de la pandemia de coronavirus, en particular en las provincias con menor capacidad hospitalaria, mientras crece el debate sobre la estrategia sanitaria en el marco de una de las cuarentenas más largas del mundo y los médicos reclaman a la población mayor conciencia social.

El presidente argentino, Alberto Fernández, alertó que podría apretar el "botón rojo" y dar marcha atrás para endurecer las condiciones de confinamiento y regresar a una fase 1 si la situación se agrava.

"Para mí lo más importante es que la gente tenga la posibilidad de ser atendida en un hospital, si es que se enferma. Y hay muchos lugares donde la situación de utilización de las camas de terapia intensiva ha crecido significativamente y yo no voy a permitir que esa situación llegue a un punto de colapso", dijo Fernández en una entrevista con el canal TN.

El riesgo de colapso del sistema sanitario se convirtió en la principal amenaza ante el constante aumento de la curva de contagios en Argentina tras más de cinco meses de medidas de restricción para frenar la circulación del virus, aunque en los últimos tiempos la gente volvió a las calles y a las actividades productivas, tras quedar paralizadas a fines de marzo, se recuperaron en cerca de un 90 %.

Argentina acumula ya 439.172 casos de COVID-19, de los cuales 9.155 fallecieron y otros 322.461 ya se recuperaron y el área metropolitana de Buenos Aires (AMBA), que reúne a la capital y a su populosa periferia y con unos 14 millones de habitantes es la región más poblada del país, continúa como el epicentro de la pandemia con cerca del 84 % de los contagios.

Pero en las últimas semanas el virus SARS-CoV-2 se expandió con velocidad por todo el territorio y 18 de los 24 distritos del país registran hoy una transmisión comunitaria sostenida, varios de las cuales venían con un régimen de distanciamiento social más laxo por la ausencia de contagios, y sus sistemas sanitarios entraron en alerta por el riesgo de desborde.

La ocupación de camas de terapia intensiva por todo tipo de patología llegó a un 61,1 % a nivel nacional y a un 68,8 % en el AMBA, pero ya colapsó en las ciudades de Cipolletti y General Roca, en la sureña provincia de Río Negro, y llegó al 90 % en Mendoza (oeste) y Jujuy (noroeste), confirmaron las autoridades sanitarias nacionales.

La saturación del sistema sanitario también se registra en plena ciudad de Buenos Aires, el reconocido Hospital de Clínicas tiene 70 de sus 72 camas de UTI ocupadas, alertó este jueves su director, Marcelo Melo, a radio Mitre.

La Sociedad Argentina de Terapia Intensiva emitió un comunicado en el que alertó sus integrantes sienten que están "perdiendo la batalla" y que "los recursos para salvar a los pacientes con coronavirus se están agotando".

Fuente: EFE

Mantente informado

Recibe en tu correo actualizaciones diarias
de las noticias más importantes de la actualidad.

AnteriorEN VIVO: Presidente Luis Abinader inaugura muelle turistico en Miches
SiguienteAlcaldía analiza regularización en vías de tránsito del DN