Nacionales

Comentario económico: Sobre la recompra de deuda dominicana

El beneficio de la recompra de deuda consiste en la reducción de su servicio, que estima en 1,132 millones de dólares

Santo Domingo, RD.– El gobierno del presidente Luis Abinader anunció hoy la recompra de deuda soberana, de corto plazo, mediante su canje por deuda de largo plazo.

Esa operación de gestión de pasivos implicó el incremento del bono emitido con vencimiento a 2032, por la suma de 1,266 millones de dólares, cuyos recursos se utilizaron para recomprar 1,260 millones de dólares de deuda que vencían en los años 2021, 2024 y 2025. Esto significa que esa operación financiera aumentó el nivel de deuda pública total en 6.1 millones de dólares.

El beneficio de la recompra de deuda consiste en la reducción de su servicio en el período comprendido entre 2021 y 2025, el cual se estima en 1,132 millones de dólares.

Esa disminución se explica por la sustitución de bonos con cupones comprendidos entre 5.5% y 7.5%, por el nuevo bono con vencimiento en 2032 con un cupón de 4.875%. Además, el gobierno no tendrá que pagar el principal de esos bonos en los próximos cuatro años, lo cual implica una mayor disponibilidad de flujo de caja que podría utilizar libremente en el corto plazo.

Es obvio que esa operación de gestión de pasivos incrementará el servicio de la deuda a partir de 2026, acentuándose en el año 2032, cuando haya que pagar el principal adicional colocado hoy por la suma de 1,266 millones de dólares.

De acuerdo con el Ministerio de Hacienda, la operación de canje de deuda reducirá en 427 millones de dólares el servicio de la deuda externa en 2021. Ese resultado crea dos opciones para la presente administración.

La primera opción es que el gobierno se ahorre esos recursos y reducir así el déficit público del próximo año. La segunda opción es utilizar los recursos liberados para invertirlos en obras de infraestructura, con un elevado efecto multiplicador, y en la extensión de los programas sociales Fase, Quédate en Casa y Pa’Ti.

En diversas ocasiones he recomendado al gobierno mantener esos programas sociales más allá de diciembre, espero que esa sea la decisión que tomen, pues beneficiaría a miles de hogares vulnerables y pequeñas empresas. Esto permitiría que esa parte de la sociedad se beneficie también de la enorme liquidez que existe en los mercados de capitales internacionales.

Por: Jaime Aristy Escuder

Más contenido por Redacción CDN