Bolivia decreta "emergencia nacional" para frenar el avance del coronavirus

Bolivia decreta

El país se encuentra actualmente "en lo que se denomina fase de alerta epidemiológica

El Gobierno transitorio de Bolivia declaró este miércoles "emergencia nacional" para facilitar el uso de recursos estatales en acciones contra el coronavirus (COVID-19), tras confirmarse los dos primeros casos en el país.

Disposición Gubernamental

"El Gobierno nacional está declarando una emergencia nacional", dijo a los medios el ministro interino de la Presidencia, Yerko Núñez, tras una reunión en La Paz de coordinación con gobernadores y alcaldes encabezada por la presidenta transitoria, Jeanine Áñez.

Esta declaración permite al Ejecutivo "agilizar los fondos necesarios para frenar el virus y atender simultáneamente cualquier contingencia que se presente", explicó Núñez.

Según la autoridad, el país se encuentra actualmente "en lo que se denomina fase de alerta epidemiológica".

En la reunión con las autoridades subregionales se acordó, entre otras medidas, trabajar en tres áreas: la comunicación, la coordinación intergubernamental y la atención.

El ministro interino sostuvo que los gobernadores y alcaldes deberán replicar en sus regiones y municipios la información recibida sobre el COVID-19 y sobre los planes nacionales y regionales que se adopten para frenar su avance.

También indicó que se ha creado la web "boliviasegura.gob.bo", con información oficial sobre el coronavirus, sus síntomas, cómo prevenir el contagio y qué hacer en caso de presentar malestar físico.

Además, agregó que el Viceministerio de Defensa del Usuario y Consumidor realizará controles y sancionará a quienes especulen con los precios, después de que se vieran filas en esta jornada en farmacias y centros de venta de mascarillas y alcohol en gel.

Fuente: EFE 

Mantente informado

Recibe en tu correo actualizaciones diarias
de las noticias más importantes de la actualidad.

AnteriorJCE presenta corte del padrón para elecciones de mayo 2020
SiguienteMacron y su esposa reciben a los reyes de España sin estrecharse la mano