Asoman nuevas leyes contra los abusos policiales en Nueva York

Asoman nuevas leyes contra los abusos policiales en Nueva York

Proponen además que las denuncias falsas con base racial por parte de ciudadanos sean considerados delitos de odio

El gobernadordel estado de Nueva York, Andrew Cuomo, espera que la próxima semana se apruebe un paquete de reformas para combatir los abusos policiales, una medida que llega después de más de una semana de protestas tras la muerte a manos de agentes del afroamericano George Floyd en Mineápolis (Minesota).

La propuesta, que debe pasar por el legislativo estatal, consta de cuatro medidas, empezando por la modificación de una ley que ahora mismo mantiene secretos los historiales disciplinarios de los policías.

Además, plantea una prohibición de las inmovilizaciones que pueden provocar asfixia, un problema que se ha denunciado durante años en Nueva York, sobre todo tras la muerte en 2014 de Eric Garner, un hombre negro que falleció a manos de agentes y cuyas últimas palabras, “I can’t breathe” (“No puedo respirar”) se convirtieron en un lema de protestas en todo Estados Unidos.

Lea también: Las protestas van a menos en Nueva York con la policía y De Blasio en el punto de mira

El paquete legislativo propone además que las denuncias falsas con base racial por parte de ciudadanos sean considerados delitos de odio.

El cuarto pilar de las reformas, según explicó Cuomo, es ordenar por ley que el fiscal general del estado actúe como fiscal independiente en los casos de homicidios por parte de la policía, algo que ya ocurre por orden ejecutiva desde hace años.

El paquete ha sido bautizado como “Say their names” (“Di sus nombres”, en inglés), en referencia a la “larga lista de personas que han sido objeto de abusos de policías y del sistema de justicia”.

Fuente: Globovisión

Mantente informado

Recibe en tu correo actualizaciones diarias
de las noticias más importantes de la actualidad.

AnteriorContagiados por Covid-19 suman 19,195; se desconoce ubicación de 113
SiguienteGrupo de más de 200 dominicanos que residía en Chile regresa al país por el coronavirus