Santo Domingo, RD.- Las relaciones en asuntos de extradición han sido intensas en los últimos años en la República Dominicana.

Decenas de casos de justicia esperan por ciudadanos dominicanos que deben ser traídos desde otros países.

Te puede interesar: Video | Así llegó Ambiorix Nepomuceno al AILA, tras ser extraditado de España

Uno de los casos más mediáticos es el crimen del abogado Yuniol Ramírez, cuyo principal sospechoso, Argenis Contreras aún no ha sido extraditado.

Recientemente el gobierno de los Estados Unidos rechazó extraditar al país a Cristian Aguasvivas, acusado de matar a un agente de la Dirección Nacional de Control de Drogas (DNCD) en mayo del 2013.

Algunos juristas entienden que el país ha sido altamente colaborador con el gobierno de Estados Unidos, pero que los casos de ciudadanos enviados a ese país por asuntos de drogas han sido catalogados como una “gran decepción social”.

En los últimos cinco años han sido enviados a EEUU y Puerto Rico más de 180 dominicanos por solicitudes de extradición.  Los expedientes han sido sometidos por casos de narcotráfico, lavado de activos, crímenes, fraudes, falsificación de documentos y violaciones sexuales.