Como se esperaba asistieron miles de fanáticos.

Santo Domingo, RD.- Luego de tres años y medio, “El Sol de MéxicoLuis Miguel, se presentó a casa llena en el Estadio Olímpico. Sonriente y con su peculiar estilo salió al escenario.

Con gran ovación el público dominicano recibió al astro mexicano, que sin lugar a dudas es el preferido de diversas generaciones.

Durante la esperada noche, los fanáticos disfrutaron de una gran variedad de canciones interpretadas por el astro de México, tanto los clásicos como las más recientes, pero lo que si disgustó a parte del público fue el cambio en las tonalidades vocales de temas icónicos.

Pero no todo es color de rosa, tremendo caos se ocasionó al culminar el concierto debido a que la puerta de la Ortega y Gasset frente al hospital de las Fuerzas Armadas no estaba abierta en su totalidad. Provocando la desesperación del público, quien en seguida empezó a vocear, empujar e incluso volar la verja de esa entrada.

Con su gira, “México por siempre” el intérprete ha llevado su música a diferentes partes del mundo. El espectáculo inició a las 10 de la noche, y tal y como se esperaba asistieron miles de fanáticos.