ONU aprobó un convenio destinado a mejorar la forma en que el mundo enfrenta la creciente migración

El Gobierno chileno dijo el lunes que un pacto impulsado por las Naciones Unidas sobre cooperación inmigratoria no está en línea con sus políticas para garantizar una afluencia de extranjeros “ordenada y regular”, en medio de la controversia generada por su decisión de restarse del acuerdo no vinculante.

La Organización de las Naciones Unidas (ONU) aprobó un convenio destinado a mejorar la forma en que el mundo enfrenta la creciente migración, pero casi 30 países miembros, incluyendo Chile, se abstuvieron de participar en la ceremonia realizada en Marruecos.

"Chile resolvió marginarse del pacto por considerar que no establecía una distinción clara entre migración regular e irregular", dijo el canciller Roberto Ampuero.

Chile ha realizado este año vuelos de “repatriación” para migrantes haitianos que desean regresar a sus hogares y ha aplicado controles más estrictos de visas y deportaciones de inmigrantes con antecedentes penales

Ampuero explicó que el Gobierno desea mantener la independencia de sus políticas migratorias y resguardarse de respaldar medidas que más adelante puedan ser exigidas por cortes internacionales.

FUENTE: Globovisión