La tragedia inundó a la familia de los novios

Brasil.- Para cualquier familia una boda es sinónimo de alegría, pero en Brasil este suceso se convirtió en consternación.

Luana Alves y Rodrigo Nogueira iban a casarse el pasado sábado en una iglesia en Passos, la localidad brasileña de donde eran.

La tragedia inundó a la familia de los novios: ambos fallecieron a consecuencia de un accidente automovilístico. El coche en el que viajaban chocó frontalmente con otro vehículo después de que el novio perdiera el control.

Los familiares de los dos novios, muchos de los cuales habían llegado ya a Passos para asistir a la ceremonia, acudieron completamente conmocionados al funeral el día después de la tragedia.

El sepelio tuvo lugar en la misma iglesia donde iban a casarse Luana y Rodrigo, que habían decidido dar el paso tras cinco años de noviazgo.