Béisbol en Puerto Rico cumple 120 años

COMPARTIR
Béisbol en Puerto Rico cumple 120 años

Con 16 años de edad comenzó a buscar personas que jugaran el deporte

El béisbol en Puerto Rico comenzó a practicarse en 1896. Fue un joven de nombre Amos Iglesias Van Pelt el responsable de organizar el mismo. Sus padres fueron Emilio Severo Julián Iglesias-Iglesias, natural de San Juan, y Charlotte Amelia Van Pelt, de Brooklyn, Nueva York, donde también nació Amos el 12 de julio de 1879.

El joven Amos había aprendido a jugar béisbol en los Estados Unidos. El deporte estaba en pleno desarrollo en la nación americana. Cuando Amos arribó a la Isla, con apenas 16 años de edad, comenzó a buscar personas que jugaran el deporte.

En una entrevista que le hiciera el recordado periodista Luisín Rosario y publicada el 6 de marzo de 1965, en el rotativo El Imparcial, Iglesias narró cómo sucedió todo.

“Llegué a Puerto Rico en el año 1895. En uno de mis paseos por Puerta de Tierra, en la parada 3, sitio conocido por La Granja, vi a un hombre con un bate y una pelota. Aquello me llamó la atención. Me le acerqué preguntándole que cómo se llamaba y de dónde era. Me contestó que se llamaba Braulio Sánchez y que era cubano.

Al entrar en conversación me dijo que jugaba pelota en Cuba y que acá se encontraban también otros muchachos cubanos que sabían jugar pelota, mencionándome a dos hermanos de apellido León, sobrinos de Cabán, que estaba aquí de Capitán General, otro sujeto llamado Caballero y otros más que no recuerdo.

Yo le dije que me llamaba Amos Iglesias, que era descendiente de americanos, nacido en Brooklyn, que había llegado hacía unos días y me gustaría conocer a esos cubanos a ver si podíamos formar dos equipos. Braulio entonces me puso en contacto con Caballero y formamos dos novenas, una de cubanos y otras de puertorriqueños. La cubana se llamó Almendares y la puertorriqueña, Borinquen.

Continúa Iglesias su historia: “Por no haber cubanos suficientes, un puertorriqueño de nombre Adolfo Mason jugó siore de la novena cubana. Formada la novena cubana, entonces yo empecé a formar la puertorriqueña con otro puertorriqueño que había vivido mucho en Cuba llamado Jesús Cabañas, y empezamos a enseñar a otros muchachos boricuas. La primera práctica la realizamos en las bases redondas donde está hoy la biblioteca Carnegie.”

“Cuando entendimos que estábamos preparados para efectuar un juego, fuimos a ver a Francisco de Álamo Jiménez, presidente del velódromo donde se corrían bicicletas en la parada 15 de Santurce (entre las calles Cerra y Ernesto Cerra).”

Luego de dos años de práctica, decidieron celebrar el primer partido oficial el domingo 9 de enero de 1898. El propio Amos fue el lanzador por Borinquen, luciendo muy bien en la loma. El juego fue suspendido por lluvia en la tercera entrada y nunca se informó cómo iba el marcador hasta ese momento.

Al siguiente domingo, 16 de enero, se celebró el segundo juego, pero tampoco concluyó, pues fue suspendido nuevamente por la misma razón pero en la cuarta entrada.

No fue hasta el domingo 30 de enero que se jugaron las nueve entradas venciendo el equipo Borinquen a Almendares, 9–3". No existe “boxscore” del juego, pero sí se publicó que Amos Iglesias fue el lanzador ganador.

Y así empezó el béisbol en Puerto Rico. Quién se iba a imaginar que con el tiempo, la iniciativa del joven Iglesias produciría una gran cantidad de peloteros exitosos en las Grandes Ligas.

Fuente: Emilio J. Pasarell y Edgar Rivera

Mantente informado

Recibe en tu correo actualizaciones diarias
de las noticias mas importantes de la actualidad.

AnteriorCRESO y federaciones definen procedimientos y presupuestos 2018
SiguienteEscaleras eléctricas del Metro de Santo Domingo permanecen apagadas